Atenzia, empresa de servicios sociosanitarios
900 835 840
Llamada Gratuita
Lunes a Viernes de 9:00 a 21:00
COVID-19
PROTOCOLO COVID-19. Cuidamos de ti aplicando medidas que garantizan tu seguridad y la de nuestros trabajadores

Actividades socioculturales en la tercera edad

07/07/2021

Persona encajando un bloque con forma de L sobre una montaña de bloques como parte de una actividad sociocultural para ejercitar habilidades espaciales en la tercera edad

La jubilación se interpreta de forma errónea como un evento que marca la entrada a la vejez y, con ello, el principio de una etapa de declive y deterioro. Sin embargo, el final de nuestra vida laboral puede ser una oportunidad para mejorar nuestro bienestar y salud, tanto física como mental y emocional.

En este sentido, las actividades socioculturales en la tercera edad ayudan a evitar el sedentarismo y el aislamiento en personas mayores, además de proporcionar entretenimiento para nuestro tiempo libre. En este artículo, te mostramos ejemplos de actividades socioculturales para la tercera edad y los beneficios que aportan a los mayores.

¿Qué es la Animación sociocultural?

Con el paso de los años, contamos con un riesgo mayor de permanecer en casa mucho tiempo y aislarnos socialmente. Esta pérdida de relaciones sociales puede deberse a, entre otras cosas, la sensación de vulnerabilidad que desarrollamos al envejecer, un estado depresivo, debido a la pérdida de un ser querido o a una soledad no deseada, y ciertas afecciones que pueden condicionar nuestra salud, física, mental y emocional, en la vejez.

En este sentido, las actividades socioculturales en la tercera edad son fundamentales para mejorar la calidad de vida y bienestar de las personas mayores, mediante la socialización, el entretenimiento y el desarrollo de habilidades.

Concretamente, este conjunto de prácticas sociales se conoce como animación sociocultural, la cual tiene como finalidad estimular la iniciativa y participación de un colectivo en su propia comunidad, a través de actividades de todo tipo, como:

  • Formativas, por ejemplo, cursos para adultos o clases de idiomas.
  • Culturales, sobre todo, visitas turísticas, exposiciones o conferencias.
  • Artísticas, como el teatro, danza, pintura, jardinería, etc.
  • Lúdicas, que engloban excursiones, juegos deportivos o fiestas tradicionales, entre otras.
  • Sociales, donde encontramos el voluntariado y la participación en la comunidad.

Es importante señalar que estos programas son perfectos para fomentar la autonomía y realización a partir de los 65 años, por lo que no deben verse como una forma de alejar a las personas de edad avanzada de la sociedad ni de infantilizarlas.

¿Qué papel juega el animador sociocultural?

Los animadores socioculturales son una figura profesional responsable de planificar, impulsar y evaluar los programas de intervención social destinados a una determinada comunidad. Asimismo, estos proyectos deben estar dirigidos a los siguientes objetivos:

  • Promover la integración social y la autorrealización.
  • Acercar la cultura a las comunidades.
  • Contribuir al aprendizaje y desarrollo de habilidades.
  • Potenciar la libre expresión y la creatividad.

Para cumplir con estos principios, los animadores socioculturales llevan a cabo una serie de funciones, entre ellas:

  • Desarrollar proyectos a partir de los intereses, valores y posibilidades de los participantes.
  • Planificar un buen aprovechamiento del tiempo libre con actividades variadas y de calidad.
  • Fomentar actitudes de cooperación y trabajo en conjunto.
  • Proporcionar entornos para propiciar las relaciones interpersonales, la comunicación, el intercambio de ideas, etc.
  • Ajustar las actividades a criterios de igualdad de oportunidades.
  • Coordinar los recursos, la planificación y el personal necesarios para el proyecto sociocultural.

Por otra parte, los animadores socioculturales no pueden ser protagonistas de las actividades, ya que son intermediarios. Es decir, el papel de los profesionales es el de motivar y acompañar a los participantes en su experiencia.

La importancia de la Animación Sociocultural en la tercera edad

En el caso de las actividades socioculturales para la tercera edad, los animadores socioculturales adquieren aún más importancia. Concretamente, los profesionales deben elaborar planes adaptados a las necesidades de cada individuo para potenciar sus habilidades personales, aptitudes y autoestima.

Además de ayudar a aumentar su vitalidad, los animadores deben crear entornos para facilitar la socialización y participación de las personas, mientras que permanecen a su lado como un apoyo puntual. Es decir, los profesionales deben dejar que los mayores realicen las actividades por su cuenta para impulsar su autonomía.

De esta forma, la animación sociocultural ayuda a que podamos disfrutar de un envejecimiento saludable, combatiendo los estereotipos y visión negativa de la vejez. En este sentido, las actividades socioculturales en la tercera edad buscan fomentar una imagen positiva del envejecimiento, como etapa de participación social, autorrealización y aprendizaje.

Si quieres saber más sobre los estereotipos que hay sobre la vejez y cómo acabar con ellos, te dejamos el artículo: ¿A qué edad se considera una persona mayor?

Beneficios para la tercera edad

Además de ayudar a mejorar la autoestima y mantener la autonomía, las actividades socioculturales en la tercera edad cuentan con muchos otros beneficios para las personas mayores. Por ejemplo, destacamos los siguientes:

  • Pertenencia a un grupo social, evitando el aislamiento y la soledad.
  • Estimulación del cerebro.
  • Disminución del sedentarismo.
  • Estímulo de sentimientos positivos, como optimismo, alegría y motivación.
  • Prevención y reducción de afecciones físicas, psicológicas y emocionales.
  • Mejora de la calidad de vida y bienestar en la vejez.

En conclusión, las actividades socioculturales en la tercera edad han pasado de ser una alternativa al aislamiento a una necesidad, tanto para el entretenimiento, como para tener una mayor calidad de vida.

Actividades artísticas para mayores

Concretamente, las actividades artísticas para mayores son una gran forma de ejercitar nuestra creatividad, así como nuestra calidad de vida y bienestar general. En este aspecto, los estudios han confirmado que el arte proporciona numerosos beneficios psicológicos y fisiológicos.

Respecto a los programas artísticos para personas mayores, las actividades están enfocadas en el desarrollo de la imaginación y la creatividad. Además, en ocasiones, la edad adulta es la etapa en la que aparecen nuestras habilidades artísticas, que estaban ocultas o que no habíamos llegado a potenciar por completo.

En cuanto a los beneficios para la tercera edad de estos programas, las investigaciones muestran que las actividades artísticas son beneficiosas para las funciones cognitivas. Por lo tanto, como el arte ayuda a los dos hemisferios del cerebro a trabajar en conjunto, la creatividad es una forma de cultivar nuestra capacidad cerebral.

Persona mayor haciendo manualidades en un centro de día, una actividad sociocultural para la tercera edad
Dentro de las actividades socioculturales para la tercera edad, las artes plásticas pueden servir como terapia expresiva para personas mayores con enfermedades crónicas.

Juegos para tercera edad memoria

Siguiendo con actividades beneficiosas para nuestra salud mental, la gimnasia cognitiva es esencial para ralentizar el envejecimiento cerebral. Aunque aún se investiga si es posible rejuvenecer el cerebro, no se ha demostrado que este proceso sea posible. No obstante, si existen actividades intelectuales que permiten mantener o frenar el deterioro de algunas funciones cognitivas.

Por ejemplo, como parte de las actividades socioculturales en la tercera edad, los juegos de memoria ejercitan nuestro cerebro, ayudándonos a:

  • Evitar el deterioro cognitivo.
  • Aumentar la memoria.
  • Mejorar la capacidad de concentración y atención.
  • Reducir la depresión y la ansiedad.

Entre estas actividades intelectuales se encuentran la lectura, manualidades, crucigramas, pintura, recordar vivencias mientras creamos un álbum de fotos, etc. También podemos utilizar las películas y series para hacer ejercicios de memoria, con preguntas sobre la trama y los personajes que nos hagan rememorar lo que hemos visto y ejercitar la mente.

Asimismo, la meditación y el yoga son ejemplos de ejercicios de gimnasia mental que reducen el riesgo de pérdida de memoria y la aparición de ciertas enfermedades cognitivas.

Juegos físicos para personas mayores

Al igual que ejercitar nuestro cerebro, mantener nuestro cuerpo activo es esencial. En este sentido, la actividad física en la tercera edad tiene mucha más importancia que en otras etapas de la vida, ya que las personas mayores tienen más riesgo de sufrir un deterioro de los huesos y los músculos.

En general, es recomendable para los adultos mayores realizar un mínimo de 30 minutos diarios de ejercicio físico, sobre todo, aeróbico. Aunque se trata de un ritmo que podemos aumentar de forma progresiva, es importante conocer nuestro estado de salud para adaptar la actividad física a nuestras limitaciones.

De esta forma, podemos prevenir ciertas enfermedades propias de la tercera edad y accidentes, como caídas, que agraven o provoquen lesiones físicas.

En este artículo puedes conocer con más detalle qué ejercicios son más recomendables para adultos mayores: ¿Cuáles son los mejores ejercicios para personas mayores de 60 años?

También es recomendable que, a la hora de hacer estos ejercicios físicos y mentales, el mayor esté acompañado por un familiar o un profesional que le atienda en caso de necesidad. Si el anciano se encuentra solo en casa y no tiene a nadie que pueda supervisarlo, los servicios de teleasistencia son una buena opción para que se sienta seguro al contar con una atención inmediata 24 horas ante cualquier emergencia.

Categorías

Últimas historias

¿Quieres recibir los mejores contenidos directamente en tu correo electrónico?

¡Suscríbete y recibirás consejos de salud, cuidados, alimentación y mucho más!